0

No hay productos en el carrito.

Reseña de «El hombre en el castillo» de Philip K. Dick

Los más veteranos en el blog recordaréis la crítica que le hice a The man in the high castle el mes de abril del año pasado. En aquella ocasión no hablaba de una novela, sino de la serie de televisión que Amazon había construido a partir de la misma. Ahora, tiempo después, me he decidido a ir a por la novela. Vuelvo a tener en mi camino a Philip K. Dick.

 

El hombre del castillo Philip K. Dick

 

El hombre en el castillo de Philip K. Dick

Título: El hombre en el castillo
Autor: Philip K. Dick
Editorial: Minotauro
Páginas: 253
Año de publicación: 1962
ISBN: 978-8445001844
Cómpralo: Edición Física | Edición Digital

 

Sinopsis de El hombre en el castillo

El Hombre en el Castillo nos sumerge en un mundo alternativo en el cual el Eje ha derrotado a los Aliados en la segunda guerra mundial y los Estados Unidos han sido invadidos y divididos entre los vencedores. Mientras los nazis se han anexionado la costa atlántica, donde han instaurado un régimen de terror, la costa pacífica permanece en manos japonesas. En esta América invadida, los nativos son ciudadanos de segunda clase a pesar de que su cultura es admirada por los vencedores, hasta el punto de que uno de los mejores negocios es la venta de auténticas antigüedades americanas, como relojes de Mickey Mouse o chapas de Coca-Cola.

 

Opinión de El hombre en el castillo

 

 

Antes de arrancar con todas las palabras que le quiero dedicar a esta historia, quiero adelantar que me ha dejado un poco frío. Me esperaba bastante más tanto por la adaptación como por la persona que la firma. Sin embargo, a veces las apariencias engañan.

 

La trama de El hombre en el castillo

¿Qué habría pasado si Alemania y Japón hubieran ganado la Segunda Guerra Mundial? Esa es la base sobre la que se construye la novela que tenemos entre manos. Técnicamente, podemos encuadrarla en el término de la ucronía.

Los nazis dominan el mundo. No solo batieron a Estados Unidos en la Segunda Guerra Mundial, sino que también hicieron morder el polvo a la Unión Soviética. Son los amos del universo y su ambición no tiene límites. Por ello están empezando a moverse con el objetivo de fragmentar su alianza con los japoneses.

La historia nos plantea un momento histórico en el que Hitler ya ha pasado a mejor vida y en el que sus sucesores quieren quedarse con todo el pedazo del pastel.

 

No entiendo la mente de Philip K. Dick

Esto puede parecer una tontería, pero durante la lectura he sentido constantemente que me perdía en los pensamientos del escritor. Sabía hacia dónde me quería dirigir y aun así me quedaba por el camino varado en una marea que me llevaba hacia otra parte.

No es la primera vez que leo a Philip K. Dick. Hace unos años tuvimos nuestro primer contacto y no me pareció tan difícil de seguir. Hoy la cosa ha cambiado y eso que me habían avisado. Algunos me dijeron que me preparara para ciertos capítulos en los que parecía que hablara más para sí mismo que para el lector. ¡Cuánta razón tenían!

Esta forma de narrar ha hecho que no disfrutara en ciertos momentos de la interesante realidad que planteaba.

 

El parecido con la serie de Amazon es pura coincidencia

Lo primero que me sorprendió nada más abrir el libro es lo poco que se parece a la serie que Amazon está produciendo. Sí, aparecen los mismos personajes, pero más allá de ello, ni siquiera ellos son semejantes o se encuentran en un mismo punto de partida.

Mientras en la serie todo discurre alrededor de unas misteriosas películas que muestran una realidad paralela en la que Estados Unidos ha ganado la Guerra, en este caso existe una novela cuyo autor es totalmente accesible en la que divaga sobre qué habría pasado si el resultado hubiera sido contrario.

En la serie existe un movimiento rebelde americano convencido de cambiar las cosas, una representación de las zonas nazis que asustan con solo pensarlo y en esta obra parece que no es más peligroso que andar por según qué barrios un jueves por la noche.

Si tuviera que elegir me quedaría con la serie.

 

Me he quedado con ganas de más

Sin entrar a contar nada acerca del desenlace de la obra, me ha dado la sensación de que todavía faltaba mucho por contar.

Una realidad en la que los nazis se imponen en la Segunda Guerra Mundial tiene un juego que aquí no se ha encontrado. Todo ello sin hacer referencia a lo poco creíble que me ha parecido una situación en la que en los sesenta son capaces de colonizar el universo pero no de emitir por televisión más de cuatro horas.

No sé. Soy de esos que nunca exigen a los escritores con sus trabajos. Cada uno sabe qué historia tiene que contar, pero en esta ocasión me hubiera gustado profundizar más.

¿Vosotros qué pensáis?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies